Introducción

¿Necesitáis arreglar algo en casa y no sabéis cómo hacerlo? ¿Queréis aprender un idioma y no tenéis dinero para ir a una academia, pero sí vecinos que puedan enseñaros? ¿Necesitáis que alguien cuide de vuestras mascotas o riegue las plantas cuando os vais de viaje? ¿Queréis hacer un huerto en vuestra comunidad y necesitáis la ayuda y el apoyo de otros vecinos para ponerlo en marcha?

Puede que la solución a todas estas necesidades y deseos esté más cerca de lo que os podáis imaginar. ¿O acaso no conocéis lo que es un Banco de Tiempo? Puede que la palabra "banco" esté denostada por su vinculación económica. Pero, de hecho, es un término que podemos "hackear" y hacer nuestro con otras connotaciones.

De esta forma, hablaremos de un Banco de Tiempo (o BdT) como una herramienta utilizada por un colectivo de personas que intercambian entre sí servicios, favores y conocimientos pagándose entre ellos con el tiempo que tardan en dar o recibir ese servicio, conocimiento o favor, sin que intermedie el dinero. La moneda de cambio es la hora.

¿Qué es un Banco de Tiempo?

Los Bancos de Tiempo son comunidades de intercambio de tiempo que se basan en la confianza mutua y en el compromiso común de generar una economía alternativa no monetaria basada solamente en el tiempo que se intercambia entre las personas que lo componen. Funcionan a través de herramientas similares a las de los bancos online. Se suelen utilizar programas que gestionan cuentas y transferencias de tiempo entre sus socios. Con la particularidad de que el valor de intercambio es la hora invertida, independientemente de la actividad o de la categoría profesional de la persona.

Estas herramientas de gestión de tiempo también incorporan una descripción de las personas y una valoración de los intercambios ya que su objetivo fundamental es crear una red comunitaria que, bajo los principios de la ayuda mutua, pueda resolver problemas concretos de nuestra vida cotidiana.

Valores y objetivos de los BdT

  • Crean una red social y vecinal a través del intercambio de servicios, promoviendo que la gente empiece a conocerse y a ayudarse entre sí, restableciendo los lazos tradicionales de cooperación y solidaridad y creando incluso nuevos elementos de cohesión e identificación locales;
  • Estimulan también las capacidades y el talento de las personas, independientemente de su situación personal, social o laboral, despertando en la sociedad nuevos recursos que hasta entonces la economía formal no reconocía, en especial de todos aquellos excluidos del mercado de trabajo, favoreciendo además la autoestima;
  • Son instrumentos valiosos para la conciliación laboral y familiar, ya que suponen una adecuada valoración del trabajo no remunerado así como de la importante función social del cuidado de los demás en todas sus dimensiones.
  • Construyen un nuevo sentimiento de comunidad y una nueva cultura basada en la solidaridad y en la cooperación entre generaciones y entre distintos colectivos sociales y humanos, entre personas que, aunque comparten un mismo espacio vital, no se conocían hasta entonces; es también una herramienta eficaz de integración para nuevos vecinos.

Por qué participar en un BdT

  • Porque así podemos conocer mejor a nuestros vecinos o compañeros;
  • Porque utilizaremos nuestras habilidades para ayudar a los demás y podremos pedir ayuda siempre que lo necesitemos, y así aprovechar las habilidades de otras personas;
  • Porque podremos reflexionar sobre la abundancia del tiempo en común compartiendo actividades, talleres y aprendizajes juntos y de la importancia del trabajo en comunidad para poder cambiar las cosas;
  • Porque tener este nuevo valor de cambio nos invita a reflexionar sobre el verdadero valor de las cosas y del tiempo, por encima del dinero y de cualquier otro valor monetario o económico;
  • Porque es una bonita manera de crear juntos tejido social, relaciones comunitarias y redes de colaboración hasta ahora inexistentes en nuestro colegio o instituto, barrio, pueblo o ciudad.

Cómo podemos participar

Cada Banco de Tiempo tiene sus características particulares a la hora de captar personas interesadas, pero suelen tener en común la forma de poder contactar con ellos:

  1. Te pones en contacto con el BdT a través de un mail, formulario por internet, teléfono de contacto o incluso personalmente si tienen un espacio y horario abiertos a nuevos socios, y ellos se pondrán en contacto contigo para concretar una cita para una entrevista personal o te la harán directamente allí.
  2. En esta entrevista personal te explicarán el funcionamiento del banco y sus normas y te echarán una mano para rellenar tu perfil de usuario, no sólo quién eres sino también qué quieres ofrecer y que te gustaría pedir. Si puedes dar talleres o actividades colectivas puede ser también de interés para el banco, pues son este tipo de actividades las que más dinamizan un BdT y donde más horas se intercambian.
  3. Te explicarán cómo funciona la aplicación que el BdT utiliza como herramienta de banca online, y cómo utilizarla para consultas de saldo en horas, de servicios ofrecidos y demandados, y para cobros y pagos de los servicios realizados. Puede darse la circunstancia que carezca de esta plataforma y se lleve un registro manual de los intercambios, e incluso que se utilicen "billetes" con valores diferentes en tiempo (billetes de 10 minutos, media hora, etc.) para efectuar los pagos. Te abrirán una cuenta en tiempo y te darán saldo en positivo o te permitirán quedarte en negativo hasta x horas, conforme las reglas de ese BdT.
  4. A veces, se realizan actividades colectivas para intercambiar servicios en grupo y hacer así que el tiempo cunda más, generando en ocasiones un fondo común de las horas sobrantes: cada participante paga por las horas de asistencia a actividades colectivas o se benefician de más horas recibidas que dadas al juntarse, la persona que da el servicio cobra solo las horas empleadas, y también se tiene en cuenta la preparación del taller. En ocasiones, hay horas sobrantes y se destinan a un fondo común que puede utilizarse para pagar las labores de gestión, préstamos en tiempo o coordinar actividades colectivas.
  5. Para que todo esto funcione, es muy necesaria la labor de un equipo gestor. Este equipo está siempre abierto a los usuarios que decidan dedicar algunas horas a la gestión de la aplicación, la web, altas y bajas o entrevistas. Las labores del equipo de gestión y las tareas que cada persona del grupo desempeñan deberán ser pagadas como el resto de los intercambios en tiempo.

Para participar en un Banco de Tiempo podéis sumaros a alguno en funcionamiento o montar uno siguiendo los pasos que os contamos en esta guía.

SUBIR